Category Archives: Posts slider

  • -

Preguntas Frecuentes del profesorado sobre el ST

Tags :

Category : Noticias , Posts slider

P. He leído vuestras ideas para ayudar al estudiante con ST en la clase, pero he de atender 25-30 alumnos más, ¿de dónde obtengo el tiempo para dedicárselo?

R. Realmente se necesita un tiempo extra y un esfuerzo para hacer estas adaptaciones. Sin embargo, las personas que deciden ser profesores lo hacen porque quieren ayudar a los niños a crecer y a desarrollarse. Este deseo de ayudar y defender a los niños es particularmente importante para el estudiante con ST. Además, si pensáis en todo el tiempo que ya tenéis que dedicar en atender a este niño ocupándoos de su conducta, posiblemente encontraréis que vale la pena intentar poner en práctica algunas de estas sugerencias. A largo plazo, podéis ahorrar tiempo y reducir el estrés para vosotros mismos y para el niño creando una situación en que él o ella tengan una oportunidad de tener éxito. Intentad obtener ayuda del personal de la escuela, como por ejemplo profesorado de apoyo, tutores, personal directivo, cuidadores de la escuela y psicólogos. También puede ser útil que los padres entren en la clase para colaborar con los estudiantes o ayuden en las tareas administrativas para ahorrar tiempo al personal del colegio.

P. Si un niño tiene ST, ¿empeorará el trastorno con el tiempo?

R. El ST no es un trastorno degenerativo. Después de la aparición de los tics en la infancia, los síntomas pueden empeorar hasta un cierto extremo y cambiar con el tiempo. De todas formas, la mayor parte de los niños con ST y sus padres, explican que los síntomas son fluctuantes. Algunos estudios confirman que los síntomas mejoran y en un 15% desaparecen el atardo-adolescencia. Hasta la fecha no podemos pronosticar qué estudiantes experimentarán esta mejora.

P. Un niño de mi clase toma medicación para el ST. Frecuentemente parece apático e incluso se duerme en clase, ¿qué debo  hacer?

R. Debéis comunicarlo a los padres. A menudo, el profesor es un buen observador de los efectos secundarios de la medicación y otros problemas. Como parte del equipo de tratamiento, vuestras observaciones son muy valiosas a fin de poder ajustar el tratamiento. Para que la medicación sea exitosa, el niño debe de ser capaz de funcionar eficientemente en el colegio.

P. No siempre puedo distinguir entre los tics y una conducta voluntaria en el alumno de mi clase, ¿cómo puedo conseguirlo?

R. Le sucede a muchas personas. Incluso una lista de expertos en ST de todo el mundo podría no estar de acuerdo a la hora de distinguir lo que es un tic de un simple problema de conducta. También muchos padres están confusos sobre este tema. Lo mejor es hablarlo con los padres del estudiante y los médicos, para ver si os pueden ayudar a decidir. Además, el diálogo con el alumno puede dar luz sobre el tema. Si el estudiante dice que experimenta una inclinación compulsiva por hacer alguna cosa, puede ser que se trate de ST. Esto no significa que se deban aceptar conductas socialmente intolerables. El estudiante puede necesitar trabajar en contacto estrecho con profesionales médicos y de salud mental familiarizados con el ST para tratar estos problemas. Mientras, de todas maneras, el hecho de reñirles y castigarles está contraindicado. A veces, se puede necesitar un lugar seguro para liberarse de los tics, pero esta medida no es la solución global al dilema.

P. Tengo un estudiante con ST en mi clase. Hay algunos problemas reales en relación a esta conducta y necesito hablar con sus padres frecuentemente. No obstante, cada vez que intento hablar con ellos parece que se enfadan conmigo como si el problema del niño fuese culpa mía. ¿Qué debo hacer?

R. Intentad recordar que los padres están tan frustrados por los problemas del niño como vosotros. Incluso están más contrariados porque es su hijo. Ellos os ven como unos expertos en niños y esperan que seáis pacientes y comprensivos siempre.

Aunque sea de una manera poco realista, esperan que vosotros podáis hacer lo que ellos no pueden. Además saben que su hijo padece y quieren protegerlo contra cualquier tensión o amenaza. Finalmente, los padres con niños afectados con ST se encuentran a menudo que los demás no les creen o que no entienden las necesidades de su hijo. En consecuencia, a veces se vuelven hipersensibles y temperamentales. Si sucede esto, intentad expresar vuestras preocupaciones y frustraciones sin culpabilizarlos a ellos o al niño. El trabajo en equipo fomenta la cooperación. Cuando sea necesario pedid una reunión con los padres en presencia de una tercera persona que pueda facilitar la comunicación.

Reflexión: Un reto y una oportunidad

Educar un niño con Síndrome de Tourette proporciona retos interesantes. Cuanto más sepáis y comprendáis este trastorno, más capaces seréis de dar apoyo al desarrollo del niño. Tenéis una enorme oportunidad de marcar vuestra huella en la vida de ese niño. Los niños con ST que se sienten bien con sus profesores y compañeros, pueden crecer y madurar en la escuela para convertirse en individuos que desarrollan sus talentos y aportan una contribución positiva a la vida. Los niños cuyos síntomas se malinterpretan o que no reciben apoyo en el colegio, arrastrarán una enorme carga emocional.

Para el niño, la escuela es el terreno donde se pone a prueba. El hecho de que un niño se sienta competente, triunfador, simpático y valorado, está relacionado con las experiencias de la escuela. Vuestro conocimiento, apoyo, paciencia, flexibilidad y atención son los mejores regalos que podéis hacer a un niño con ST.

Estas adaptaciones pueden marcar la diferencia entre tener un estudiante motivado y exitoso o uno que se sienta un fracasado y evite el trabajo del colegio porque sienta que el éxito nunca está a su alcance.


¿Qué quieres buscar?